siempre
en tu cocina

Trucos de cocina: Cómo hacer conservas caseras

Hoy en día disponemos de múltiples productos y posibilidades que nos hacen la vida más fácil. Sin embargo, en lo que a la cocina se refiere, muchas veces es preferible optar por una elaboración casera para beneficiarnos de todas las cualidades de los alimentos. En nuestro truco de hoy os contamos cómo preparar conservas caseras de frutas y verduras.

Tradicionalmente, este tipo de conservas se preparaban para poder disfrutar de las frutas y verduras durante el invierno. Actualmente, si bien es cierto que hay productos que podemos encontrar durante buena parte del año y conservas de todo tipo, prepararlas de manera artesanal nos ayudará a evitar conservantes y otros aditivos. 
Truco de cocina. Cómo hacer conservas caseras
Cómo hacer conservas caseras, paso a paso:

  • Los alimentos que vayamos a utilizar deben ser frescos y estar en  buen estado.
  • La higiene de todos los utensilios de cocina que vayamos a utilizar es muy importante, además de tener las manos y el espacio de trabajo limpio.
  • Lo más recomendable es utilizar botes de cristal, que deberemos esterilizar primero. Herviremos los botes y sus tapaderas por separado en una olla grande y los mantendremos en el agua durante 15-20 minutos. Los dejamos enfriar en el agua. Para no contaminarlos, es muy importante que cuando los saquemos del agua no toquemos el interior.
  • Llenamos los botes con nuestra preparación hasta arriba, los cerramos bien y los mantenemos bocabajo durante 12 horas.
  • Introducimos los botes en una olla grande junto con paños (para que no rocen entre sí), añadimos agua y los cocemos al baño María durante media hora. Dejamos que se enfríen dentro del agua. Pasado ese tiempo, estarán listos para guardar.
  • Una vez  preparadas, las conservas duran aproximadamente 6 meses. Es importante etiquetarlas correctamente, indicando qué tipo de producto es y la fecha de envasado, para ir gastando los de mayor antigüedad.

A tener en cuenta en la preparación de conservas de verduras:

  1. Debemos seleccionar aquellas verduras que no tengan desperfectos, que sean de un tamaño similar y que estén en su punto justo de maduración (ni verdes, ni pasadas).
  2. Hay que lavar las verduras con abundante agua. A continuación,  hay que pelarlas, cortarlas en trozos (si es necesario) y escaldarlas en tandas de medio kilo en una olla con agua y zumo de limón o vinagre de alcohol.
  3. Para los encurtidos o vegetales en vinagre (cebollitas, aceitunas y pepinillos) se recurre a vinagre de alcohol o de vino, único conservante necesario.
  4. En  determinadas ocasiones hay que eliminar el exceso de agua de ciertos vegetales. Para ello, los dejaremos macerar en sal durante unas horas en la nevera.

Recetas de conservas de frutas y verduras:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad

Compartir

Recetas Relacionadas
La Masía Social:
  • Facebook
  • Suscríbete a Youtube